En un lugar de la Mancha, de cuyo nombre no quiero acordarme, no ha mucho tiempo que vivía un hidalgo de los de lanza en astillero, adarga antigua, rocín flaco y galgo corredor…

Más de 400 años han transcurrido y no pierde vigencia Don Quijote de la Mancha. Los libros nunca quedarán en el pasado, podrán transformarse los medios y los canales pero el libro permanecerá.

 

Making books is fun! (to watch)

Birth of a Book: how a hardback book is made

The Kindle 2 e-Reader s

Los paradigmas